Transformación Energética: Un Imperativo Ineludible para México

Panel de Discusión en Neuron Sustainability Summit

En un panel de discusión moderado por Carlos Aurelio Hernández, CEO de Sujio y presidente de la Comisión Nacional de Energía en COPARMEX, se abordaron temas cruciales sobre el futuro energético de México. Hernández comenzó compartiendo su visión audaz y necesaria para el país: la democratización y descentralización del mercado eléctrico mayorista.

Hernández articuló un llamado a la acción para transitar de unos pocos generadores de energía a millones de hogares y pequeñas empresas participando activamente en el mercado. Enfatizó la importancia de que esta transformación esté en sintonía con los imperativos ambientales y las necesidades de las personas, proponiendo el uso de tecnologías emergentes, como el almacenamiento y el hidrógeno verde, para hacer más eficiente y sostenible el sector energético.

El panel contó con la participación de expertos multidisciplinarios, incluyendo a Fadlala Akabani, Secretario de Desarrollo Económico de la Ciudad de México, quien aportó su vasta experiencia en el sector público y privado. Argenis Bauza, socio de transformación digital en KPMG, destacó el papel del Internet de las cosas (IoT) en edificios sostenibles y cómo la tecnología puede impulsar la eficiencia energética.

Bruno Ortiz, Director de Operaciones de RER Energy Group, ofreció insights sobre el almacenamiento de energía y su impacto económico, subrayando la reducción de costos y los retornos de inversión cada vez más favorables en este campo.

Por su parte, Octavio Barreiro, Head of Environmental Protection en Bayer, resaltó la importancia de la sostenibilidad ambiental en la toma de decisiones empresariales, especialmente en sectores como la agricultura y la farmacéutica.

El diálogo entre los panelistas reflejó la urgencia de adoptar tecnologías innovadoras, como la inteligencia artificial y el blockchain, para impulsar la transición hacia un modelo energético más equitativo y respetuoso con el medio ambiente. Además, se destacó la necesidad de una regulación que fomente la inversión y garantice la certidumbre jurídica para los empresarios.

En resumen, el panel evidenció que la transformación energética no es solo una necesidad, sino una oportunidad para México. Al integrar la innovación tecnológica, el compromiso ambiental y la inclusión social, el país puede posicionarse como un líder en la transición hacia un futuro energético más sostenible y próspero para todos sus habitantes.

El Secretario Akabani destacó los esfuerzos de la administración para impulsar la transición energética en la Ciudad de México, subrayando el proyecto Ciudad Solar como un ejemplo tangible de compromiso con la energía renovable y la electromovilidad. Desde la capacitación de instaladores hasta el fomento de créditos para la adquisición de paneles solares, se evidencia un enfoque integral para promover la adopción de tecnologías limpias tanto en el sector privado como público.

Por otro lado, Argenis Bauza, socio de transformación digital en KPMG, resaltó el papel del Internet de las Cosas (IoT) en la eficiencia energética, destacando su potencial para optimizar el consumo tanto en el ámbito doméstico como industrial. El IoT, al conectar dispositivos y facilitar la recopilación de datos, ofrece oportunidades para tomar decisiones más informadas y reducir el desperdicio de energía.

En cuanto a los desafíos energéticos a nivel nacional, el Secretario Akabani enfatizó la necesidad de un enfoque colaborativo entre autoridades y sector privado. Se subrayó la importancia de superar la dicotomía entre combustibles fósiles y energías limpias, reconociendo la coexistencia necesaria de ambas en el panorama energético actual. Asimismo, se resaltó la importancia de promover un desarrollo económico integral que beneficie a todas las regiones del país, acompañado de una transición energética inteligente.

En este sentido, se destacó el papel crucial de las empresas mexicanas en el proceso de transición, así como la necesidad de colaboración con instituciones como la CFE y PEMEX para avanzar hacia un modelo energético más sostenible. Se hizo hincapié en la importancia del diálogo y la colaboración para superar los desafíos técnicos y regulatorios que enfrenta México en su camino hacia la transición energética.

En conclusión, el panel reflejó un enfoque integral y colaborativo para abordar los retos energéticos de México, desde el impulso de tecnologías limpias a nivel local hasta la promoción de políticas y acciones a nivel nacional. En un momento crucial para el futuro energético del país, la cooperación entre sectores público y privado emerge como un pilar fundamental para alcanzar una transición exitosa hacia un modelo energético más sostenible y resiliente.

Uno de los principales desafíos identificados fue la necesidad de garantizar la disponibilidad de energía, especialmente en el contexto del Nearshoring y la creciente demanda energética industrial.

Se señaló que muchas inversiones extranjeras comprometen su participación en México con la condición de acceso a fuentes de energía renovable. Esto resalta la importancia de no solo proporcionar energía, sino también de impulsar el desarrollo de fuentes de energía limpia y sostenible para cumplir con los compromisos ambientales.

Desde una perspectiva a largo plazo, se reconoció la necesidad de mejorar la infraestructura de transmisión y distribución eléctrica para asegurar una capacidad suficiente de suministro. Sin embargo, se destacó que el desarrollo de nuevas líneas de transmisión puede llevar mucho tiempo, lo que subraya la importancia de buscar soluciones a corto y mediano plazo para satisfacer las necesidades energéticas actuales.

En este sentido, se resaltó la importancia de promover la generación distribuida de energía renovable como una solución viable a corto plazo. Se mencionaron iniciativas que permiten a los consumidores instalar sistemas de energía renovable en sus propias instalaciones, lo que contribuye a aumentar la capacidad de generación y reducir la dependencia de la red eléctrica centralizada.

Además, se discutió la necesidad de adoptar medidas para reducir las emisiones de carbono y promover la descarbonización en todos los sectores de la economía. Se destacaron los compromisos internacionales y las metas de reducción de emisiones como parte de una estrategia integral para abordar el cambio climático y mejorar la sostenibilidad ambiental.

Share this

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp